REVISIONES DESPUÉS DEL PERÍODO VACACIONAL 2

Siguiendo con nuestro post acerca de las revisiones, en el día de hoy vamos a dar unas indicaciones acerca de los neumáticos y los frenos, material clave en nuestra seguridad.

Otoño es una estación en la que vamos a encontrar lluvia y hojas en el suelo. Por esto, es imprescindible que nuestros neumáticos estén en perfectas condiciones de uso. Además de revisar la presión, debemos también prestar atención al dibujo que debe de tener al menos 1,6 mm. de profundidad para garantizar el mejor agarre y estabilidad en la carretera. Por eso, si vemos que la profundidad es menor, debemos cambiarlos a la mayor brevedad posible. Además de esto, si nuestros neumáticos tienen más de cuatro años, es aconsejable su sustitución porque la goma se endurece y llega a perder un 60% de su eficacia. Como consejos para alargar la vida útil de este recambio, es aconsejable realizar una conducción suave, evitar los bordillos al aparcar y llevarlos siempre con la presión adecuada.

Junta a las ruedas, el sistema de frenado es el otro gran garante de la seguridad en nuestro automóvil, y en estos meses, con calzadas en muchas ocasiones llenas de agua o barro, es lo más aconsejable comprobar el nivel del líquido de frenos y que las pastillas y discos de freno estén en correcto estado para reducir riesgos.

La semana que viene continuaremos con nuestros consejos para su automóvil.

 

 

 

 

REVISIONES DESPUÉS DEL PERÍODO VACACIONAL 2